Dic 19, 2018

Atravex: una pasión sin límites ni fronteras

Atravex: una pasión sin límites ni fronteras

Aunque estudió contaduría pública, Nicolás Arbeláez siempre supo que su vida no estaría confinada a una oficina. Su hermana, Stephanie Arbeláez, recuerda que cuando ejercía su profesión como contador lo veía agotado y exhausto. Lo percibía infeliz. Y él siempre ha tenido un alma aventurera.

De hecho, su movilidad reducida nunca ha sido impedimento para satisfacer una de sus más grandes pasiones: viajar. “A mí siempre me llamó la atención conocer otras culturas, otros sitios y nuevos idiomas. Me sorprendía en todo momento por los cambios que veía cuando me movía de un lugar a otro”, recuerda.

Cuando llevaba 10 años de ejercicio ininterrumpido de su profesión, Nicolás decidió tomarse un año sabático para pensar qué iba a hacer con su vida. Fue en esa etapa donde se le ocurrió una idea ligada a su pasión por los viajes, pero como a él le gusta vivirlos: sin limitaciones. Así nació Atravex, de la mano de su amiga y socia, Lina Tejada.

El papel de Lina ha sido clave por sus años de experiencia como vendedora en agencias de viajes y su pasión por recorrer el mundo. Ella recuerda que todo empezó con una pregunta que hizo Nicolás: “¿Y qué tal si nosotros les ofrecemos viajes a las personas en situación de discapacidad que también quieren viajar?”

Experiencias diferentes

Desde entonces han pasado siete años y hoy Atravex se caracteriza por brindar experiencias de viaje diferentes. “Vimos una necesidad: había un público que no estaba siendo atendido, que buscaba un viaje más personalizado, al alcance, no siempre hacer lo mismo que en cualquier otro tour”, contó Nicolás.

La especialidad de Atravex es el turismo incluyente, es decir, ese que va más allá de ofrecer un vuelo, un hotel o un lugar turístico accesible; ese que brinda acompañamiento a quien lo necesita, planes a la medida, información, alimentación, etc.

Stephanie y Lina coinciden en que Nicolás es una persona muy activa y perceptiva. Todo lo que ve en sus viajes lo quiere aprender y replicar en su trabajo. “Él lo invita a uno a no quejarse tanto, a retarse y superarse en cada momento”, cuenta la hermana.

A cada persona que visita Medellín, Nicolás trata de mostrarle la ciudad como él la vive: como un lugar vibrante, lleno de vida, colores, aromas y sabores por explorar. Se ha vuelto un referente en el turismo incluyente en la ciudad. “Adicional a eso, para nosotros es un gran orgullo ser la agencia referente que ofrece ese tipo de turismo, no solo para personas con discapacidad, sino para cualquier público”.

Una de las experiencias que más recuerda es la de una mujer invidente que vino desde Francia. Y pese a que en Europa el turismo incluyente es más fuerte que en Colombia, él se puso en los zapatos de su clienta. “Yo me esforcé para que ella viviera la ciudad con sus otros sentidos. Que la palpara, la degustara en sus platos, sintiera sus aromas y escuchara a Medellín”. Al final, dice Nicolás, ella se regresó muy agradecida por una experiencia inigualable.

Viajes a la medida

Conocer y escuchar al viajero es parte fundamental del servicio que Atravex ofrece antes y después del viaje. “Nosotros nos ponemos en sus zapatos y entendemos lo que cada cliente quiere hacer y disfrutar. Cuando esa persona vuelve y reconoce que cumplimos con sus expectativas o que incluso las superamos, nos llena de motivación”, dice Lina.

La mayor satisfacción de Nicolás y Lina es saber que han cumplido lo que se propusieron cuando fundaron Atravex: brindarles grandes experiencias y satisfacción a las personas que viajan con ellos.

Nicolás siempre les aconseja a las personas que escuchan su historia y conocen su empresa que busquen todas las herramientas y oportunidades que ofrecen las entidades de la ciudad. “Una de ellas es la Cámara de Comercio, donde siempre están dispuestos a ser nuestros aliados, ayudarnos y asesorarnos con todas las inquietudes que tengamos a la hora de crear empresa”.

Actualmente Nicolás alterna el trabajo en su empresa con las clases de español que dicta a extranjeros y de sistemas a los más pequeños. También integra las mesas donde se discuten los temas de inclusión y accesibilidad de la Alcaldía de Medellín. Desde esos espacios busca sensibilizar a la sociedad sobre la importancia de tener destinos amigables para todos.