• ico-buscar
  • ico-usuario

Ene 08, 2020

ESAL para el desarrollo regional

ESAL para el desarrollo regional

Por: Laudyth Saumeth Ríos, periodista.

La Asociación Mutual San Jerónimo tiene 28 años y un recorrido e impacto que muchas otras entidades quisieran tener: cerca de 4.000 ahorradores, 1.500 grupos de asociados y cerca de 7.000 personas beneficiadas. Es −como lo dice su gerente general, María Elena Rojas Piedrahíta−, “la entidad más grande de todo el municipio por su cantidad de asociados”.

Esta mutual nació en 1991 por una necesidad de la misma comunidad. De acuerdo con María Elena, en aquellos años las personas de las veredas veían como una dificultad velar a sus seres queridos. Fue entonces cuando las juntas de acción comunal decidieron buscar una alternativa jurídica y legal que les permitiera como comunidad tener los servicios exequiales. Esa alternativa fue una mutual, que hoy también les facilita ahorrar y acceder a servicios de microcréditos a los habitantes de San Jerónimo y municipios cercanos.

Por necesidad, para proveer agua a los habitantes de la vereda Zarzal La Luz de Copacabana, también nació hace 20 años un acueducto comunitario que hoy tiene por nombre Corporación Aveza y que surte a 800 familias y cerca de 3.200 habitantes de las veredas Zarzal La Luz, Zarzal La Cuesta, Zarzal Curazao de Copacabana y el sector El Limonar de Girardota.

Hoy no solo se dedican a atender con el acueducto a esas poblaciones, sino que han logrado generar otros proyectos de pedagogía ambiental, desarrollo físico, rural, ambiental, tecnológico y ecoturístico. “Nuestro aporte social es fortalecer la participación de las comunidades en su propio bienestar apoyando la calidad de la prestación de los servicios y desde una visión integral de desarrollo mirando siempre al ser humano como parte de su entorno”, agrega Cipriano López Henao, uno de los fundadores de esa Corporación.

Hoy, las dos organizaciones tienen algo en común: son entidades sin ánimo de lucro que han trabajado con y por sus comunidades. Pero ser una ESAL y entender todo lo que ello implica no ha sido fácil.

Acompañamiento

Las ESAL son personas jurídicas legalmente constituidas que no distribuyen sus utilidades sino que las vuelven a reinvertir en su actividad principal. “Muchas de ellas son entidades productivas y comerciales que se asemejan mucho a una empresa y contribuyen a la generación de empleo, buscan nuevas oportunidades para las familias y evidentemente mejor calidad de vida”, explica Luis Javier Ramírez, director de Servicios Registrales de la Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia.

Desde la Cámara, mediante los consultorios empresariales en las subregiones y con un proyecto de acompañamiento a ESAL en el Occidente, se atienden esas entidades con el objetivo de que “conozcan las responsabilidades que tienen y los compromisos que deben cumplir, evitemos que sean entidades endeudadas, que no reportan a la Dian y les ayudemos a resolver las dudas frente a los vacíos jurídicos, tributarios, administrativos y de gobernanza que tienen”, dijo Ramírez.

En este sentido, una ESAL como la Corporación Aveza ha recibido apoyo desde el Consultorio empresarial Aburrá Norte y 20 entidades más como la Asociación Mutual San Jerónimo en el Occidente reciben acompañamiento en un proyecto que adelanta la Cámara con la Institución Universitaria Politécnico Grancolombiano.

“Hay unos cambios legales y jurídicos para estas figuras societarias –entre las que se encuentran corporaciones, fundaciones, mutuales, asociaciones, entre otras– que aún les generan inquietudes. Tienen interrogantes desde temas sobre cómo se asocian para hacer un trabajo colaborativo o en redes hasta los nuevos lineamientos legales en su parte tributaria”, señala Andrés Felipe Hernández, director del proyecto de Acompañamiento a ESAL desde el Politécnico Grancolombiano.

Para lograr atenderé esas necesidades el proyecto incluye capacitaciones, formación y acompañamiento personalizado de manera presencial y virtual, grupal e individual en: mercadeo, enfoque estratégico, jurídico, contable y financiero.

El aprendizaje

“Después de todo ese proceso hoy vemos a la Cámara como el hermano que no nos permite caer en errores, destacamos la pertinencia de la información que nos han entregado para los temas Cámara y para todo lo que tiene que ver con nuestro funcionamiento y procedimientos. Somos una ESAL que tuvimos asesorías puntuales como prestadora de servicios de acueducto”, destaca José de Jesús Arango Echeverri, administrador de la Corporación Aveza.

Por su parte, María Elena Rojas Piedrahíta, gerente de la Asociación Mutual San Jerónimo, señala que en el proceso que adelantan les ha permitido capacitar a sus colaboradores frente a las falencias que tienen y ayudar a consolidar el crecimiento que han tenido en los últimos años impulsado por la confianza y un sentido de pertenencia de los habitantes del municipio: “ellos dicen que han ayudado a construir la mutual y que son parte de ella. Por todas esas razones hoy podemos decir que somos una pieza importante en el engranaje económico y social del municipio”, explica.

Y es precisamente esa la apuesta de la Cámara, ayudar a formalizar estas ESAL, que puedan entender el entorno en que se mueven y cumplir con sus deberes y derechos, que puedan desde sus funciones impactar positivamente a las poblaciones y que sigan aportando al desarrollo social y económico de la región.